Las aguas termales de Barèges

En este bonito pueblo a 1250 m de altitud
disfrutarás de las aguas termales y de un entorno natural excepcional.

Apertura

Todo el año para el bienestar.

De mediados de mayo a finales de octubre para las curas termales.

Precio Espacio Ciéléo

16 €/adulto
14 €/adolescente (15-17 años)
8 €/niño (3-14 años)
Gratis/bebés (9 meses-3 años

Propriétés de l'eau

Eaux sulfurées, sodiques, très alcalines, riches en silice et en Barégine.

Las aguas de Barèges

Los Valles de Gavarnie rebosan de aguas termales con múltiples beneficios. Las de Barèges son conocidas para el tratamiento de enfermedades reumáticas y otros problemas crónicos como la fibromialgia y la algodistrofia, pero también para todo lo relacionado con la ORL en jóvenes y adultos.

Esta estación termal, situada en este pequeño pueblo a 1250 metros de altitud, es la más alta de Francia. Aquí se pueden aprovechar los beneficios de sus aguas sulfuradas, de su entorno natural de montaña y de su clima especialmente beneficioso para los trastornos respiratorios.

Estas aguas, que surgen en las profundidades graníticas donde vivieron durante 9000 años, son una mina de oro con propiedades naturales.

 

Ciéléo, el espacio de bienestar

El agua termal de Barèges es un tratamiento para el cuerpo, pero también un baño relajante para la mente con una temperatura de 34 grados. Ciéléo, el espacio bienestar y relajación, ofrece piscina, jacuzzi, sauna, hammam para un verdadero paréntesis de bienestar.

Esta burbuja de relajación a los pies del Pic du Midi de Bigorre se encuentra bajo una cúpula iluminada por la vía láctea, ¡un magnífico decorado! Y para disfrutar de los placeres sensoriales, el jacuzzi, bajo su cúpula de cristal, ofrece unas vistas relajantes del valle y del macizo de Ardiden.

 

La nef Napoleon III y L'Institut

La Nef Napoléon III es la parte original de las termas, también la más majestuosa, que se hizo famosa por las visitas del emperador a su madre, Hortense de Beauharnais, que venía para «sumergirse en las aguas» de los Pirineos.

Aquí se realizan tratamientos individuales: envoltura de barro termal, baño de burbujas en pareja, piscina con chorros o incluso masaje con ©Barégine, un microorganismo natural que apacigua los dolores del cuerpo... ¡Un verdadero tesoro obtenido de las entrañas de la tierra!

Alarga la pausa zen en L’Institut para disfrutar de exfoliaciones y tratamientos faciales en un decorado relajado y un ambiente acogedor... Una verdadera invitación a la tranquilidad y la relajación.